¿Quiénes somos?

Somos un centro de investigación de excelencia que nace el año 2012, tras la adjudicación del Fondo de Financiamiento de Centros de Investigación en Áreas Prioritarias (FONDAP) dependiente de CONICYT. Desde sus inicios, el CIIR ha buscado aportar al país con estudios de alto nivel a la problemática de las relaciones interculturales, con una perspectiva interdisciplinaria, comparativa, colaborativa y de respeto por la diversidad cultural.

¿Qué hacemos?

Hacemos investigación que busca aportar al desarrollo de políticas públicas en temas de interculturales. En el CIIR convergen variadas perspectivas disciplinares con una mirada intercultural única que se aplica cotidianamente a una diversidad de ámbitos de investigación, así como marcos teóricos y metodológicos. De esta forma, el Centro adopta un enfoque multidisciplinario y comparativo, integrando investigadores de diversos ámbitos académicos, tales como Antropología, Ciencia Política, Sociología, Psicología, Salud Pública, Historia, Educación, Literatura, Economía, Agronomía y Ecología. Sin duda, la riqueza interdisciplinaria que se cita en el CIIR constituye una de sus grandes fortalezas, permitiendo novedosos cruces disciplinares.

Particularmente, hemos profundizado en proyectos que desarrollan encuentros únicos entre áreas del conocimiento, tales como; el trabajo con comunidades indígenas en diversas zonas del país, el desarrollo de Escuelas de Verano para la formación de estudiantes de doctorado o la iniciativa “Diálogos del Reconocimiento” que reflexiona sobre la interculturalidad a través del encuentro entre ciencias sociales, arte y humanidades.

Ello ha permitido desarrollar metodologías cualitativas y etnográficas, audiovisuales y cuantitativas de excelencia, así como metodologías mixtas. En efecto, contamos con vasta experiencia en la realización de etnografías a lo largo del país, con diversidad de grupos sociales y realidades; así como investigaciones que privilegian técnicas como la entrevista, la observación (no) participante, producción fotográfica, registros audiovisuales, entre otras. En el ámbito cuantitativo, hemos liderado proyectos longitudinales de alta complejidad como Desarrollo de Amistad Intergrupales en Contextos Escolares Indígenas y no indígenas en Chile y como el Estudio Longitudinal de las Relaciones Interculturales (ELRI).

Asimismo, hemos desarrollado diversas temáticas abordando principalmente: educación intercultural, pueblos indígenas, niñez e interculturalidad, migraciones, patrimonio, ruralidad, ecología y medio ambiente, economía, ciudadanía, discriminación, memoria y DDHH.

Otro elemento a destacar dice relación con nuestra experiencia y capacidad de mediación entre diferentes actores, ante problemáticas particulares. En este sentido, hemos apoyado procesos de mediación, logrando trabajo conjunto de actores sociales como las comunidades locales, tanto indígenas como no indígenas, el Estado y el mundo empresarial. Esta línea de investigación aplicada y de transferencia también la hemos abordado en proyectos Explora, que nos han permitido difundir las ciencias sociales y naturales en contextos locales de aprendizaje.

 

¿Qué valores orientan nuestra actividad?

Como Centro estamos comprometidos con entregar investigaciones de altos estándares de calidad, desde una aproximación interdisciplinaria, comparativa y colaborativa; en base al diálogo y respeto intercultural con rigurosos estándares éticos, los cuales son supervisados por los Comités de Ética que componen las Universidades que albergan al Centro.

La interculturalidad para nosotros significa la valorización de la diversidad cultural tanto en los procesos de construcción nacionales como en las relaciones cotidianas del día a día entre personas indígenas y no indígenas, y entre migrantes y no migrantes. En este sentido, buscamos aportar al gran desafío que tiene Chile de reconocer y asimilar la multiculturalidad nacional.